Blog

Descanso y rendimiento escolar, un tándem inseparable.

Ahora que pronto dará comienzo el nuevo curso escolar y enfocándonos en el mundo tan activo como el que vivimos, y más específicamente en el mundo de los estudiantes, descubrimos que uno de los problemas más frecuentes entre este sector, es el estrés generado por las largas sesiones de estudio, que afectan a una actividad tan necesaria como dormir bien abrazado de la almohada. 😉

El problema viene, cobre todo por la costumbre, muy común entre los estudiantes, como es la de aprovechar el tiempo al máximo, quitándole horas de sueño a la noche previa a una prueba y manteniéndose despiertos toda la noche, para así repasar mucha más información. Poner en práctica está costumbre puede generar un gran estrés en la persona, así como estados de desánimo, somnolencia, e incluso falta de atención y repercutir en muchos más estados del individuo, de manera que tampoco nuestro rendimiento en el examen sería el adecuado.

Un descanso óptimo en las personas, orientado a obtener el mayor provecho de lo aprendido, tanto en el día como en las últimas horas de actividad es necesario, ya que el cerebro durante las horas de sueño nuestro cerebro organiza la información, lo que genera grandes beneficios tanto en la capacidad de concentración, como en la creatividad, la memoria y el buen estado de ánimo.

El uso adecuado de una buena almohada, de un tamaño acorde para evitar dolores de cuello, un buen colchón que mantenga alineada correctamente la espalda, sábanas y sábana bajera de buena calidad y limpias, son otros de los grandes potenciadores de un descanso satisfactorio, que será traducido en una mejor asimilación de la información y un rendimiento sobresaliente en los estudios.

Deja una respuesta

Login

Contraseña perdida?